Saltear al contenido principal
¿Cómo Limpiar El Arenero De Tu Gato Y Evitar Que Huela Mal?

¿Cómo limpiar el arenero de tu gato y evitar que huela mal?

El arenero es el lugar en el que tu gato hace sus necesidades diariamente y es uno de sus espacios más importantes, por lo que debe estar limpio y ubicado en un lugar en el que se sienta cómodo y al que pueda acceder sin inconvenientes. Lo mejor es ubicarlo en un lugar con ventilación como la galería, ya que no se concentrarán los malos olores y será un lugar fresco y confortable para él.

Consejos prácticos

  • Elegir la bandeja adecuada optando por la opción más higiénica posible y que tenga un tamaño y una profundidad adecuada, ya que el gato debe tener espacio para poder moverse con comodidad.
  • El arenero siempre debe estar muy alejado de su comedero y bebedero, ya que los gatos son muy sensibles a los olores y esto podría desencadenar problemas como por ejemplo que decida no hacer sus necesidades en el arenero.
  • Es necesario cambiar la arena a menudo, teniendo en cuenta el tipo de arena que utilicemos, además de retirar diariamente los excrementos sólidos con la ayuda de una bolsa o una pala. Normalmente se recomienda cambiar el contenido total del arenero de una a dos veces por semana, aunque dependiendo del tipo de arena que se utilice podría variar la frecuencia, vendrá indicado en el reverso del envase.
  • El arenero debe lavarse y desinfectarse, antes de volver a poner arena nueva, y para manipularlo es recomendable el uso de guantes y lavarse las manos cuando acabemos el proceso de limpieza. Se recomienda elegir productos de limpieza específicos que tengan en cuenta la salud del gato si este entra en contacto con el producto.
  • Añadir bicarbonato antes de echar la arena nueva ayudará a que se mantenga limpia durante más tiempo y neutralizará los olores
  • Es recomendable utilizar una arena aglomerante de calidad, porque la arena no desprenderá tanto olor y se mantendrá limpia durante más tiempo, ya que neutraliza el olor y hace que sea más fácil retirar el pipí con la pala sin dejar residuos. También puedes optar por la arena de sílice, ya que es la arena que menos huele de todas, aunque será necesario que la cambies de forma más frecuente porque absorbe el pipí, pero no tanto como la arena aglomerante.
  • Para que el pipí o las heces de tu gato no desprendan tantos olores también es importante prestar atención a su dieta. Si optas por una comida natural y libre de subproductos animales, harinas o ingredientes que no están adaptados a sus necesidades nutricionales, conseguirás que su metabolismo funcione mejor y no tenga inflamaciones digestivas, infecciones de orina o heces  extrañas.

Con todos estos consejos esperamos que el arenero de tu gato siempre se mantenga limpio y libre de malos olores, ya que además de ser beneficioso para ti será increíblemente positivo para el bienestar de tu felino.

Este post tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba