Skip to content

¿Por qué los perros y los gatos comen hierba?

Que gatos y perros coman hierba de manera ocasional no es nada extraño. Y, en principio, tampoco es un hábito peligroso. De hecho, aunque perros y gatos son animales carnívoros, su sistema digestivo está preparado para procesar vegetales puntualmente.

Muchas veces habrás oído la expresión “los gatos/perros comen hierba para purgarse”, es decir, para eliminar algún alimento u objeto que les ha sentado mal. Esta creencia tiene parte de certeza, pero perros y gatos no comen hierba exclusivamente por esta razón.

A grandes rasgos existen 3 motivos por los que un perro o un gato puede comer hierba:

1.- Para favorecer su tránsito intestinal. Las hierbas aportan fibra y ésta ayuda a expulsar las heces más fácilmente. El estreñimiento también es una dolencia que sufren nuestras mascotas, y comer hierba es un hábito instintivo con el que su organismo puede conseguir mejorar esta incómoda situación. Para los perros, es un comportamiento de supervivencia heredado de los lobos.

En principio, si tu perro o gato sigue una alimentación adecuada y no tiene ningún déficit de nutrientes o vitaminas (puedes comprobarlo en el buscador nutricional de Picart), no debería sentir la necesidad de comer hierba. En cualquier caso, no estaría de más consultar con un veterinario sobre cuál es el pienso más indicado para tu mascota.

2.- Para paliar problemas digestivos. Es lo que se conoce popularmente como “purgarse”. Si el perro o el gato tiene molestias de estómago, bien sea porque algo le ha sentado mal o porque ha ingerido un objeto que no puede digerir (una piedra, una pelota…), comerá hierba para provocarse el vómito y así expulsar eso que le hace daño y limpiar su estómago. Los gatos también suelen hacerlo para eliminar bolas de pelo.

3.- Por placer. Comer hierba puede ser satisfactorio para tu perro o gato. Puede que simplemente le guste el sabor, que disfrute olisqueando y mordiendo o que le agrade el frescor de la hierba en la boca (sobre todo si está mojada).

¿Es malo que mi perro o mi gato coma hierba?

Como decíamos, a priori no es perjudicial para tu mascota. Pero debes controlar este hábito. Si lo hace muy a menudo, puede que sea el síntoma de que el pienso que le estás dando no sea el más adecuado para él (entra en el buscador nutricional de Picart para saber cuál es la mejor alimentación para tu perro o tu gato).

También podría ser que el animal tuviera algún problema en el aparato digestivo. En ese caso, debes llevarlo al veterinario para que él valore la situación y tome las medidas necesarias.

Este post tiene 2 comentarios

    1. Hola Monica, aunque es poco común, en algunos casos las gatas pueden mostrar comportamientos similares al celo incluso después de ser esterilizadas. Te recomendaría consultar con un veterinario para que pueda evaluar la situación de cerca y proporcionarte la mejor orientación. Ellos podrán brindarte el consejo y tratamiento adecuado para asegurarse de que tu gata se sienta cómoda y saludable. 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba